Rodrigo Guzmán
 
Nominado

Coppelius el Mago

Ballet de Santiago
Versión: XII Versión Año 2011
Categoría: Danza, Bailarín
Compartir
FacebookTwitterEmailShare

Rodrigo Guzmán

Artes Escenicas
 
Biografía

Primer Bailarín

Chileno. Nacido en Punta Arenas, estudió en la Escuela de Ballet del Teatro Municipal de Santiago interpretando roles solistas en Manon, Corsario, Giselle. Antes de ser nombrado Primer Bailarín bajo la dirección de Marcia Haydee, en septiembre de 2004, interpretó roles protagonicos como Basilio (Don Quijote), Albrecht (Giselle), Franz (Coppélia), Sigfrido (El Lago de los Cisnes), Pinkerton (Madama Butterfly), Príncipe (Cascanueces), El Elegido (La Consagración de la Primavera) y El Torero (Carmen). Participó en una Gala en Paraguay interpretando el Pas de Deux de Don Quijote. En 2005 debutó en el rol de Petrucchio en La Fierecilla Domada. Recibió el Premio Altazor como mejor figura masculina en danza. En 2006 también fue distinguido con el Premio APES en la misma categoría y ganó el Premio del Círculo de Críticos como Mejor Figura en Danza por su rol de Carabosse (la Bella Durmiente). En 2008 fue el protagonista del estreno mundial 30 & Tr3s Horas Bar, coreografía de Eduardo Yedro con música de Los Tres.

 
Obra

Coppelius el Mago

Ballet de Santiago
Reseña

Coppelius fabrica enanitos y tiene poderes mágicos que le permiten ver las necesidades de las personas y el bien y el mal que hay en cada uno. Por otro lado, Swanilda, una hermosa y caprichosa joven de la comarca, está profundamente enamorada de él. Pero el mago se da cuenta que Franz, el joven más hermoso, bueno, sencillo y trabajador del pueblo, la ama. Pero la muchacha, que está encaprichada con Coppelius. Cuando Franz trata de confesarle sus sentimientos, ella lo agrede. Coppelius, que ve esta discusión, realiza un hechizo que paraliza todo en un instante. Todos los enanos concuerdan que deben dar una lección a la chica, y haciéndose pasar por muñecos, quedan estáticos. Swanilda despierta de su sueño y se encuentra en el mágico mundo del mago. Coppelius, para hacerla olvidar su amor por él, se muestra furioso con ella y la trata duramente. El mago ha fabricado para ella un hermoso muñeco llamado Tuschk, que gusta mucho a Swanilda. Ella descubre el parecido entre Tuschk y Franz, a quien no quiere. Se pregunta si es a Franz a quien ama. Coppelius, al ver la reacción de Swanilda, la hace despertar nuevamente justo en el instante en que agredía a Franz. Ella despierta como de un sueño, y se da cuenta que es a Franz a quien realmente ama.

 
MULTIMEDIA
Para reproducir este Video necesita Flash Player 9.
 
 
 
 

 

Portable.

© 2022 Altazor – Premio a las Artes Nacionales. Todos los derechos reservados. Bernarda Morín 440, Providencia, Santiago de Chile. Tel (56-2) 370 8775. Cartas a: premioaltazor@scd.cl

Sitio optimizado para ser visualizado en navegador Mozilla Firefox. Descárguelo aquí